Crónica de un Pintado, Primer Juego.

8:10 a.m logre llegar a Lindora pero antes de ir al campo debo pasar al supermecado a comprar baterías, la energía necesaria para la diversión, 9 voltios de energía no hay garantía sobre este tipo de cosas, pero si hay certeza de algo, gracias a este pequeño objeto cuadrado se pasara un excelente días.

Por fin llego al campo, ya están todos los miembros de mi equipo, mi familia por un día, las personas con la que tratare de pintar a los contrarios, en quien deposito mi confianza para cuidar mi espalda. Puede que el equipo de turno sea “Bazzinga Paintball Team”, “Rin Tin Team”, “Gladiadores de Esparta”, “Raptores Rápidos”, “Rangers” o cualquier otro nombre, lo importante es que esos 5, 7 o más miembros del “team” dependen uno de otro, y en el campo de juego se construye una sinergia única y propia de este maravilloso deporte.

El saludo de rigor con todos los fiebres, y aunque ya hace 20 minutos debió haber iniciado el juego como siempre hay atrasos, e incluso nadie está preparado para entrar en acción. Pero bueno hay que iniciar en esta época lluviosa hay que aprovechar la mañana pues las marcadoras son electrónicas y no pueden mojarse, además seamos sinceros no es tan divertido correr lleno de pintura bajo la lluvia.

Para estar listo para el juego hay que seguir una serie de pasos:

Paso #1: Ir a pagar el derecho de juego y comprar pintura, la pregunta de rigor para el dueño del campo o para quien te atiende “Mira tengo un podcillo con pintura vieja hay algún problema si la gasto”, y casi que por relación de confianza la respuesta casi siempre es afirmativa. Ahora cuanta pintura comprar, solo una bolsa hoy no quiero gastar mucho, voy a medirme no debo gastar más de una bolsa.

Paso #2: Ya con la pintura lista hay que repartirla en los pods y transformarse en un “Jugador de Paintball”, protector de pecho, coderas, rodilleras, jersey, el headband (encargado ‘de dar estilo” durante el juego), ahora con un par de kilos encima de más se está casi listo para ingresar al campo de batalla.

Paso #3: La marcadora, muy importante hay que armarla, poner el Hopper, cañon, y tanque, el tanque importante hay que revisar la presión, 2800 psi suficiente, después del primer juego vuelvo a cargar. Marcadora lista solo falta hacer los disparos de rigor para revisar que todo esté en orden.

Paso #4: La conversación antes de iniciar en el juego, pues en este juego se habla más tiempo del que se juega, es uno de los hechos de este deporte, puede que en cada juego se demore de 5 a 10 minutos, pero antes y en medio de cada juego pueden pasar 15 o 20 minutos, pero son necesarios, pues es en el momento en el que se recargan energías para jugar, se recargan pintura y aire, y por supuesto se cuentan o discuten el juego anterior.

Ya todos están listos y hay que hacer la revisión de rigor en el campo, hay que analizar donde está cada inflable y cuáles podrían ser nuestras estrategias y aun más importantes cuales podrían ser las estrategias de nuestro equipo contrario.

Hay una línea larga, hay que poner a correr al Inmortal para que haga un superman e ingresa rápidamente al snake, “Inmortal como andas de aire”, “mal”, “no importa tenés que correr”. Nos ponemos de acuerdo, la estrategia va a ser sencilla solo sabemos que hay que llegar lo más pronto al otro lado sin ser pintados y pintar a la mayor cantidad de contrarios, 2 por la derecha y 3 por la izquierda, yo voy a hacer el back, o sea a disparar como loco y ser los ojos de quien este delante de mí, gran responsabilidad debo de indicarle claramente a mi equipo las posiciones que adopte miembros del equipo contrario y avisarles en que momento avanzar.

Se escucha el grito que dice “ten seconds” y todos dejan de hablar, la última frase antes de empezar la “batalla” la dice esta vez “La Mona”: (otro hecho, es que como en todo deporte una vez que se inicia en el juego nadie es llamado por su nombre cada quien tiene su apodo),  “vamos sólidos, esto es nuestro”, y ya casi vamos a salir, cuando recuerdo hay que encender el Hopper, listo luz verde y clásico sonido de un “rotor” que mueve las bolitas y las deja listas para salir expulsadas de la marcadora gracias a las 2800 psi y que saldrán a la considerable velocidad de 230 pies por segundo.

Solo unos pocos segundos (menos de 5) nos separa de la acción, y nuestra mente se transforma, se olvida todo lo que ha ocurrido durante la semana, el trabajo, el estrés, la última discusión con nuestra pareja, etc., en este momento solo importan los 5 minutos de adrenalina, y se escucha el silbato! Instintivamente comienzas a disparar sobre una línea, justo encima de la cabeza de tus compañeros que corren para sus posiciones, corro al bunker y grito “back left! Back left!” y todos entienden dónde deben de disparar. La emoción aumenta y con ella los gritos, cualquier persona que este observando el juego no puede distinguir quien grito, pero dentro del juego el lenguaje es simple y todo se entiende.

Vamos avanzando cuando se escucha el primer “pintado! Pintado!” y vemos el primer “herido de guerra”, con la señal universal de derrota: levanta la marcadora por encima de su cabeza, no debemos dispararle y rápidamente sale del campo, cuando se escucha nuevamente la frase célebre “pintado!” y de dos personas diferentes, y no son miembros de nuestro equipo, ósea ya perdimos dos, quedamos solo tres y si queremos defender nuestro honor tenemos que avanzar y acorralar al otro equipo.

Es hora de moverse, le indico a mi compañero a que bunker moverse, lo hace y yo corro detrás de él, y comienzo a disparar, solo muevo la parte superior de mi cuerpo y expongo solo parte de mi cara y la marcadora, la técnica “snap-shooting” pero en el momento no pienso en técnica simplemente reacciono, es decir si ha funcionado el entrenamiento, y te das cuenta de ello cuando la técnica la haces por instinto, natural!, valieron las mil y un horas practicando.

El tiempo sigue y quedan pocos, Benitez corre en busca de los enemigo, están atrincherados todos hacemos una ráfaga para que mantengan su posición y no les dé tiempo de reaccionar, faltan unos pocos metros para llegar “al escondite de nuestros contrarios” cuando Benitez resbala, el tiempo se detiene y se puede ver en cámara lenta como Benitez va a caer justo encima del techo de la trinchera, se puede ver claramente el intento fallido por no caer, pero ya es inevitable solo se escucha un golpe y el un grito pidiendo ayuda – “VALEKO MI CHOPO”. Todos corremos a revisar que le paso a Benitez pero a él lo único que le importa es que le paso a su marcadora (su “Eleonor”). El juego se detiene momentáneamente pero ya no se puede seguir. Toca el descanso, a tomar “Powerate” y el discutir a quien pintamos, (otro hecho curioso, en encuentro 5 vs 5, cada jugador al menos ha “pintado” a 2 o 3 jugadores, y aunque los números no concuerden nadie pone en duda a quien hemos pintado). Las anécdotas abundan, alguien comenta que tuvo problema con su marcadora y ya la tiene sobre la cajuela del carro totalmente desarmada, pero hay que hacerlo es parte de lo normal de cada juego.

Ya han pasado 15 minutos y alguien dice la frase disparadora: “Juego! Juego”, y todos corren nuevamente al campo por más emoción, por más pintura por Vida! Porque esto es vida, estos 5 minutos de juego son los más intensos que hemos vivido y los que vienen serán más intensos y es lo que nos motiva a seguir viviendo!

Continuará…

Crónica de un Pintado, eventos previos.

Sábado por la noche, y me llega un sms -planes para hoy- como siempre “plan tranquilo”, la idea una salida a escuchar música y pasar un rato agradable, pero como olvidar los planes de mañana! Mañana hay paintball, así que antes de salir a alistar las cosas.

Hay que revisar que todo esté en orden, todo el “gear” debe estar lista para mañana y no debe faltar nada (es mejor llevar de más, de todas maneras siempre es mejor que sobre y no que falte). A ver hagamos el checklist:

  • Pantalón (súper acolchado y con colores llamativos para que ayuden al “camuflaje”), listo!
  • Jersey, listo!
  • Protectores, listos!
  • Zapatos, listos!
  • Marcadora, lista!
  • Tanque de aire comprimido, listo!
  • Tanque de CO2, listo! (lo llevo? Pero si mi marcadora no funciona con CO2!, no importa me llevo el remote coil por cualquier cosa)
  • Hopper, listo!
  • Herramientas, listas!
  • Pods, listos!
  • Arness, listo! (tengo que conseguir otro, lo vengo diciendo desde hace seis meses).

Creo que eso es todo, ahora si ya me puedo ir tranquilo, re-chequeo rápido,  uhmm siento que me falta algo… ah la máscara! Por Dios casi la olvido, por suerte me di cuenta a tiempo,  listo hora de la diversión, pero hay que llegar temprano porque mañana tengo que estar a las 8 en Lindora.  11 p.m ya casi me voy todavía es temprano, 12 uhm será que me voy, 1:30 a.m porque me quede fijo no me levanto mañana, siempre me pasa lo mismo!

Domingo 5 a.m, gracias reloj biológico nunca me abandonas! Hora de levantarse, ducha y desayuno liviano, las cosas están listas solo falta alistar la hielera con la bebida de los dioses, Dr. Pepper mi bebida favorita.  Hoy será un gran día no importa cuántas veces se ha jugado siempre se siente esa emoción extra y hoy no es diferente. Suena algo que es? Ahh es mi teléfono donde estará, lo encontré  “Dígame, si ya voy de camino ya casi llego, eh por la pista” (rayos otra vez se me hizo tarde me voy).

Todas las cosas están en el carro listo, rumbo fijo y no hay desvíos, llevo todo, que raro esa extraña sensación que me falta algo otra vez, voy a revisar antes de irme, todo está, pero y las baterías, no otra vez las olvide! Voy a tener que pasar a comprar…

Continuará…